Perdón, Rebolledo (II)


que arrecho fuera
que bajara Jesús de su cielo
en bata y chancletas

y ante los ejércitos sagrados de cristianos evangélicos
dijera:

discúlpenme mucho.

1 comentario:

Michelle Durán dijo...

es que , ciertamente, nos debe unexplicación.